Las redes sociales, una revolución de luces y muchas sombras

Este 2020 tan atípico ha elevado a las redes sociales al pódium de herramientas más usadas en la red. Su uso ha aumentado un 47% en pleno confinamiento por la Covid-19 y son las mujeres quienes han elevado el tiempo que dedicas a plataformas sociales. Sin embargo, estas empresas no pasan su mejor momento.

Desde hace diez años, cada 30 de junio se celebra el Día de las Redes Sociales, una celebración no oficial instaurada por la publicación estadounidense Mashable. En 2010, este portal de noticias reclamó este día para tratar de reconocer cómo estas plataformas han cambiado la manera en la que nos comunicamos.

Desde su aparición, las redes sociales han sido el caldo de cultivo perfecto para expandir reclamos, denuncias y organizar protestas como la Primavera Árabe (2010), el 15M (2011) en España o el Occupy Wall Street (2011) en los Estados Unidos.

Pero también han sido el perfecto hilo conductor de bulos, noticias falsas o manipulaciones. La Cara B de las redes sociales que, en estos momentos, no pasan por su mejor época.

Atrás queda el caso Cambridge Analytica de Facebook que puso contra las cuerdas al imperio de Zuckerberg. Ahora, el CEO de la red social más usada en el Planeta trata de frenar la fuga de anunciantes.

Starbucks, Unilever, Coca-Cola, Honda o Verizon son algunos de los grandes nombres que han abandonado Facebook y el valor de la compañía en bolsa se ha desplomado. Más de 150 empresas se han sumado a la campaña de boicot a la red social que comenzó a mediados de mes en respuesta a la falta de compromiso de la compañía con el control de la información tóxica y el discurso de odio.

En un post en su plataforma social, Zuckerberg ha explicado que se pondrán en marcha nuevas políticas de control de contenido. Bajo esta nueva política, la red social no permitirá mensajes que afirmen que las personas de una raza, etnia, nacionalidad, casta, género, orientación sexual u origen inmigratorio específico son una amenaza para la seguridad física o la salud de cualquier otra persona.

Además, Facebook imitará a Twitter y marcará el contenido que considere de interés periodístico. A principios de junio, Zuckerberg tuvo que sofocar la presión de muchos de sus empleados tras anunciar su decisión de no tomar ninguna medida respecto a los polémicos mensajes del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Viento en popa en España

A pesar de los vaivenes en sus lugares de origen, en España las redes sociales no pierden fuerza. «La necesidad de sentirse parte de la comunidad en medio del confinamiento ha hecho que se eleve el uso de redes sociales en un 47% y de mensajería en un 46%», señala el informe La crisis del COVID-19 y su impacto en el sector tecnológico, elaborado por EAE Business School.

Una de las redes más beneficiadas, precisamente, fue Facebook. Según este texto, la media de clics por anuncio en abril de 2020 fue de 13 usuarios por anuncio, España lidera la clasificación junto con Rumania con 25.

El segmento femenino se ha situado en 6 puntos por encima del segmento masculino en el incremento de redes sociales, lo que se observa en todas las franjas de edad y muy especialmente en la de 16 a 24 años.

«El consumidor hace ya tiempo que está redefiniendo sus prioridades y ahora está más informado, es más crítico, es más consciente de las consecuencias de su consumo en su propia vida, en la de otras personas y en el planeta. Y las redes sociales han tenido mucho que ver porque nos han ofrecido nuevos puntos de vista», detalla Raquel Recolons, profesora redes sociales en EAE Business School.

Leave a Reply