Los nuevos usos y costumbres

Los españoles están adquiriendo nuevos usos y costumbres por culpa del confinamiento. En casa, buscan cómo pasar las horas, además de cuidar a los niños y teletrabajar. Se incrementan las conexiones a internet, que se ralentiza por el número de personas que navegan a la vez y aumenta el uso del móvil. Son solo algunas de las consecuencias que tiene este encierro por culpa del coronavirus.

Transporte de vehículos

Ciudades sin atascos y autovías, autopistas y carreteras sin coches. La circulación se ha desplomado a niveles nunca vistos con anterioridad. Los autobuses interurbanos, por ejemplo, han perdido el 94% de su pasaje. El tráfico de vehículos particulares en la red de carreteras ha descendido un 70% y en ciudades como Sevilla ha alcanzado el 81%. Una de las grandes consecuencias de este retroceso de los desplazamientos y de la falta de actividad es que los índices de dióxido de nitrógeno (NO2) habían caído un 75% con respecto a la semana anterior al confinamiento en Barcelona y Madrid, según destacó Greenpeace.

Trenes y aeropuertos

Solo seis personas viajaron en un AVE la semana pasada. Lo destacó en su rueda de prensa diaria la secretaria general de Transportes, María Jesús Rallo. Ayer, Pedro Sánchez recalcó el masivo descenso de pasajeros en los trenes de media y larga distancia: el viernes solo 6.200 personas usaron este medio y, el sábado 2.388 viajaron en el AVE Madrid-Barcelona. Una bajada del 90%. En cuanto a los aeropuertos, los datos de El Prat son elocuentes: de unos 900 vuelos se ha pasado a 200.

El estado de alarma se prolongará otros 15 días

Televisión

El sábado fue el segundo día de mayor consumo de televisión de la historia, solo superado por el domingo 15 de marzo, primera jornada de cuarentena.El pasado sábado, la audiencia media del día fue de 10,3 millones, cuando los sábados y los viernes suelen ser los días de menos consumo televisivo de la semana. La crisis ha disparado el consumo cada semana. El sábado 7 de marzo, el ‘share’ fue de 6,9 millones; el 14 de marzo, se alcanzaron los diez millones y el 20 de marzo, los 10,3 millones, según explica GECA con datos de Kantar Media. Por minutos, la media del sábado ante la pantalla fue de 329 minutos, once más que hace una semana. A estas cifras de la televisión en abierto, hay que añadir el consumo de las plataformas de ‘streaming’.

Internet y telefonía

Más gente en casa para trabajar y para el ocio, más conexiones a internet. Consecuencia: una mayor ralentización. El operador DE/CIX registró un récord histórico de transferencia con 9,1 terabites por segundo el pasado martes. Además, el tráfico de datos y voz a través de WhatsApp ha aumentado más del 40% y las llamadas convencionales un 37%, según Telefónica. «Hay que usar internet de forma escalonada», afirma el director del Observatorio Español de Internet, Francisco Canals, quien ofrece más consejos para optimizar las redes domésticas. «Apagar el wifi por la noche, evitar descargas inútiles de ‘apps’, usar más el teléfono fijo para no recargar la red móvil o situarse cerca del router para aumentar la velocidad de conexión.

Cibeles. Por la plaza madrileña solo circula el transporte público.

Cibeles. Por la plaza madrileña solo circula el transporte público.

Libros

Las editoriales y muchas bibliotecas han abierto parte de su catálogo ‘online’ para los usuarios. Además, se pueden ver, al igual que con los músicos, clubes de lectura ‘online’.

Cine y rodajes

‘Onward’, la última propuesta de Pixar, recaudó 1,5 millones en su fin de semana de estreno. Fue entre el 6 y el 8 de marzo. Tres días más tarde, comenzaron a cerrar los cines, festivales como el de Málaga y a suspenderse rodajes por culpa del coronavirus. Según Spain Film Commission, se han suspendido unos 300 rodajes, una cuarta parte publicitarios. El resto se dividen entre series (13%), programas de televisión (12%), películas (11%) y documentales (10%), entre otros. La gran duda, señalan fuentes del sector, es cómo se van a recolocar los nuevos productos una vez terminados en un calendario tan apretado como el cinematográfico.

Música

Sin festivales primaverales ni conciertos en salas y teatros, las redes sociales se han convertido en un gran escenario. Iniciativas como #YoMeQuedoEnCasa Festival han permitido a los artistas a seguir en contacto con sus seguidores y hacer más llevadero el encierro en casa.

Videojuegos

El ocio electrónico está ocupando muchas de las horas de confinamiento. Su consumo se ha disparado, tanto en las partidas ‘offline’ como ‘online’. Sirva como ejemplo el popular ‘Fortnite’, que ha aumentado su consumo un 70%. Sin embargo, al igual que el sector televisivo o cinematográfico, las consecuencias a largo plazo se van a notar y mucho. La Asociación Española del Videojuego afirma que de los 9.000 empleos del sector se pueden perder de forma temporal unos 4.000. Y recalca: el aumento de la actividad se realiza a través de propuestas gratuitas.

Leave a Reply